PESCA A LA ESPERA

0
307

PESCA A LA ESPERA

Su nombre la define. Consiste en tumbarse en el fondo, aprovechando el terreno para esconderse, o en ocasiones únicamente tirados sobre él. Una vez situados y quietos esperamos al pez, que venga atraído por la curiosidad.

Esta técnica se practica en todo tipo de fondos, desde casi superficie en la espuma o zonas calmadas hasta a grandes profundidades. Todos los peces se pueden pescar así. Contrariamente a lo que se suele pensar, en muchas ocasiones no es necesaria una gran apnea para esta técnica. Es más, en muy pocos segundos tras haber llegado al fondo el pescado ya nos entra.

Dependiendo de las condiciones, podemos ocultarnos totalmente, o permanecer más a la vista. Eso si, no consiste en pasar totalmente desapercibido, si no incitar al pez a que venga a ver “qué sucede”

Cuando la espera se hace en zonas de corrientes, siempre la haremos mirando a favor de la corriente. El pescado nos entrará a contracorriente, aprovechando la misma en caso de necesitar huír. Cuando es en aguas libres, normalmente hacia mar adentro. Aunque a veces esto puede variar. Por ejemplo hay veces que el bando está situado en un punto, y nosotros haremos esperas para que nos entren, entonces nos orientaremos hacia el. O en zonas de arena, que puedan entrar lubinas o dentones, siempre hacia estas zonas. Lo sabremos porque nos van entrando desde el mismo punto.

Cuando es a la espuma, haremos la espera a la misma. Normalmente los depredadores estarán cazando y se acercarán a ver qué pasa. Podemos verlo en este video:

Se puede permanecer totalmente en silencio, o hacer ruidos buscando incitar al pescado a acercarse. Ruidos con la garganta, con la culata sobre el fondo, rascando con la mano en el fondo, soltando burbujas… mil y una cosas. Y en ocasiones son muy efectivas.

La pesca a la espera se puede complementar con pequeños desplazamientos. O cuando se está a la espuma hacer una espera. O en un acecho hacer una pequeña esperita en el medio. En cada momento puede ser necesaria una cosa u otra. Sólo la experiencia nos lo puede indicar.

Lo habitual si se pesca con esta técnica son fusiles más largos, con buen alcance. El tamaño para empezar en un 90cm y de ahí hacia arriba. Con una sola goma, dos gomas, rollers… La pieza y las condiciones, junto con nuestros gustos personales, son las que nos marcan qué necesitamos.

SHARE
Previous articlePESCA A LA CAÍDA
Next articlePESCA A LA ESPUMA